© Julian Finney/Getty Images

Daniil Medvedev ha anotado sus mejores victorias sobre césped.

El Nuevo Plan De Medvedev: Menos Cruasanes, Más Trabajo

El ruso y su entrenador hablan del momento en que empezaron a asumir la vida en el tenis con más seriedad. Los resultados fueron inmediatos.

Daniil Medvedev pensó que la vida de un jugador de tenis era simple. Juegas, ganas o pierdes, y luego trabajas en lo que necesitas para mejorar. Los detalles de su vida profesional, como su dieta y la recuperación después de los partidos, no le preocupaban tanto al ruso.

Antes, si sabía que jugaba a las 7 p.m., podía saborear un par de panna cottas durante el almuerzo o podía servirse un croissant al desayuno. Y cuando llegó el momento de afrontar partidos de tres horas, actuaba todavía como un jugador recreativo. Olvidaba el baño entre hielos: solo estiraba y se iba a la cama.

“Pensé que era el mejor descanso, solo acostarme en la cama y ver un poco de televisión. Y de hecho no lo era”, dijo Medvedev a ATPWorldTour.com. No era como si siempre estuviera ignorando el consejo de sus entrenadores (aunque eso también llegó a pasar un poco). El problema es que no necesariamente tenía los fondos para contratar personal que lo ayudara. “Cuando juegas Futures o [ATP] Challengers, tienes miedo de tu futuro. Así que no gastas este dinero”, dijo Medvedev, quien alcanzó el Top 100 en noviembre de 2016.

También Podría Interesarle: Tsitsipas Prende Motores En Césped

Pero estos son tiempos diferentes para el ruso, que llegó a las Finales de la #NextGenATP en Milán el año pasado, cuando ocho de los mejores jugadores de 21 años del mundo compitieron. Ahora es un campeón del ATP World Tour (ganó en Sídney 2018), está ubicado apenas por fuera del Top 50, y derrotó a algunos de los mejores jugadores de tenis. El año pasado en Wimbledon, el ruso obtuvo su primera victoria en Grand Slam contra el tres veces campeón de Grand Slam Stan Wawrinka.

¿Qué ha cambiado? Medvedev está tomando su tenis más en serio. Menos croissants, más ejercicio. “Este año intento trabajar mucho en mí mismo, físicamente, en todos estos aspectos pequeños... todo en conjunto”, asegura Medvedev. Gilles Cervara, entrenador de Medvedev desde mayo de 2014, recuerda haber tratado de preparar a su jugador para un partido el año pasado. El ruso estaba haciendo ejercicios de pies, pero se estaba limitando.

“Dani, ¿estás al 100 por ciento?”, recuerda haber preguntado Cervara.

“Sí, estoy al 100 por ciento”, dijo Medvedev.

“OK, no lo hacemos. Porque si esto es 100 por ciento, es inútil. Entonces prefiero que no lo hagas”, dijo Cervara.

Su entrenador, con sermones y consejos, tuvo que empujarlo hacia su mejor nivel. “Fue difícil para mí presionarlo”, dijo Cervara a ATPWorldTour.com. “No le importaban las cosas. No le importaba lo que hacía por su cuerpo. No lo sabía tan bien”.

En octubre, en el Rolex Shanghai Masters, los dos tuvieron una discusión seria sobre la condición física de Medvedev, y al final del año pasado, Medvedev comenzó a trabajar con el fisiólogo Yann Le Meur, que ha trabajado con equipos olímpicos franceses y trabaja con el AS Monaco Football Club.

Dos veces al día, el ruso completa un informe en su teléfono sobre cómo se siente. Todo el equipo puede revisar las publicaciones y decidir qué es lo mejor para Medvedev en ese momento. Cervara había querido tener esa discusión antes, pero esperó hasta sentir que Medvedev había llegado a un pensamiento similar.

“Lo sabíamos desde hace mucho tiempo. Pero teníamos que hacerlo paso a paso. Por el momento, Daniil estaba listo para escuchar que necesitaba mejorar cosas como esta”, dijo Cervara.

Medvedev

Solo unos pocos meses después, el trabajo se tradujo en éxito en la cancha. En enero, el semifinalista de Milán ganó siete partidos consecutivos, clasificándose y ganando su primer título ATP World Tour en el Sídney International.

“Obtuvo mucha confianza al ganar este título, justo después de la preparación de pretemporada... Muestra de que funcionó de inmediato. Eso te pone en la dirección correcta, un mejor estado de ánimo”, dijo Cervara. “Pero también para él, me imagino que para ganar el primer título es como ‘OK, si lo hice, puedo hacerlo de nuevo, puedo vencer a los mejores jugadores’”.

Sin embargo, la mejor superficie para los golpes planos de Medvedev podría ser hierba, donde ha ganado el 67 por ciento de sus partidos (10/15), de acuerdo con su récord de victorias y derrotas. El lunes, rompió una racha de cinco derrotas consecutivas en el Abierto de Libema en 's-Hertogenbosch contra el indio Yuki Bhambri.

El año pasado en hierba, Medvedev llegó a los cuartos de final en 's-Hertogenbosch y en el Fever-Tree Championships en Londres. También llegó a las semifinales en Nature Valley International en Eastbourne, antes de derrotar a Wawrinka en Wimbledon.

“Solo quiero ser lo más consistente posible en mi juego”, dijo Medvedev. “La forma en que comenzó, para ganar en Sídney mi primer título ATP fue realmente sorprendente porque jugué muy bien al tenis. Además, lo más importante para mí es que, incluso cuando pierdo los partidos, siento que lo di todo, solo que el oponente fue mejor este partido y no pude hacer nada”.

Más Historias como esta